INVERSIÓN DE CAPITAL EN TURQUÍA

AV. Ali Yurtsever

1. VISIÓN DE CONJUNTO

En los últimos años, varios desarrollos diferentes, tanto transnacionales como nacionales, han tenido el efecto de hacer que la inversión de capital en Turquía sea una perspectiva más deseable y accesible para los inversores extranjeros. Estos desarrollos van desde cambios sociopolíticos globales hasta problemas económicos internos que Turquía ha estado experimentando en los últimos años, lo que lo convierte en un lugar asequible y atractivo para que los inversores extranjeros realicen inversiones de capital, principalmente debido a los bajos costos iniciales de inversión y la ubicación geográfica de Pavo.

2. INVERSIÓN DE CAPITAL EXTRANJERO EN TURQUÍA

Hay relativamente pocas restricciones de capital impuestas a la inversión de capital en Turquía, y Turquía también ha tomado medidas para aliviar las complejidades y los procedimientos que los extranjeros deben atravesar para incorporarse y/o reubicarse en Turquía. Es importante tener en cuenta que los extranjeros pueden realizar libremente inversiones de capital en Turquía e incluso pueden tener la propiedad total o exclusiva de una sociedad de capital.

Aunque los procedimientos para la incorporación se han simplificado a lo largo de los años, a los inversores extranjeros aún les puede resultar difícil comprender y navegar por las reglas, los procedimientos y los trámites burocráticos que pueden encontrar al intentar traer sus inversiones de capital a Turquía. El resumen a continuación debería arrojar algo de luz sobre lo que los inversores potenciales deben esperar al invertir en Turquía.

a) Elegir el tipo de empresa adecuado

Aunque la legislación permite la incorporación de “sociedades personales” (donde los propietarios de la empresa son totalmente responsables con sus activos personales de todas y cada una de las deudas de la empresa), las sociedades de capital son la forma más común de entidades comerciales en Turquía utilizadas tanto por empresas locales como extranjeras. inversores Las Sociedades Anónimas (JSC) y las Sociedades de Responsabilidad Limitada (similares a las 'LLC' o 'LLP' en todo el mundo) son los dos tipos más comunes de inversiones de capital en Turquía. Las dos diferencias principales entre estos tipos de empresas son las siguientes:

b) Inversión de capital en Turquía: ¿qué esperar?

Aunque Turquía ha estado tomando medidas para simplificar los procedimientos de incorporación desde 2018, todavía puede parecer complejo para los no iniciados. La siguiente imagen proporciona un breve resumen visual de los principales pasos necesarios para constituir una empresa en Turquía:

  • Paso 1 – Redacción: Esta etapa es la etapa de preparación inicial donde el inversionista necesita decidir sobre el tipo de inversión (la empresa). Es importante que el inversor decida el tipo de empresa correcto que se adapte a las necesidades y requisitos de la inversión planificada. Tomar una decisión informada aquí será crucial para que el inversionista ahorre tiempo y costos valiosos.
  • Paso 2 – Cuenta Bancaria: Como se muestra arriba, existe una diferencia crucial entre los dos tipos de empresas, que es el requisito de depositar el capital inicial de la empresa antes de la constitución. Para LTD, no se requiere el pago inicial del capital de la empresa y, por lo tanto, este paso 2 y el siguiente paso 3 se pueden omitir por completo para ser manejados después de la incorporación. Sin embargo, para las incorporaciones de JSC, se deberá abrir una cuenta de bloqueo de capital en un banco local luego de la presentación inicial de los documentos. Este puede ser el paso más problemático dependiendo de la nacionalidad del inversor, así como de la(s) persona(s) que serán designadas como directores/gerentes de la empresa que se incorporará en Turquía.
  • Paso 3 – Depositar Capital: Como se indica en detalle en el paso 2, este paso solo será necesario para las incorporaciones de JSC. En consecuencia, al menos ¼ del capital de la empresa comprometido debe depositarse en la cuenta de bloqueo de capital de la empresa antes del paso final de presentación.
  • Paso 4 – Presentación final: Una vez que todos los documentos estén listos, todos los documentos deben enviarse físicamente a la Registro comercial, donde también se requerirá que los accionistas de la empresa firmen los estatutos de la empresa recién incorporada (esto también se puede manejar de forma remota con los poderes designados). El Registro Mercantil revisará la solicitud y aprobará la incorporación si todos los documentos están en orden. Una vez que el registro comercial lo apruebe, la empresa se incorporará formalmente.
  • Paso 5 – Presentaciones de impuestos: Este es otro paso crucial y muchos inversionistas extranjeros que lo hacen por primera vez lo pasan por alto. Luego de la aprobación del registro comercial y la constitución de la empresa, es crucial que la empresa presente las solicitudes de registro de la oficina de impuestos y seguridad social correspondientes lo antes posible, para evitar pagar multas monetarias a estas instituciones.

3. ¿POR QUÉ INVERTIR EN TURQUÍA?

La ubicación geográfica única de Turquía, junto con los bajos costos de inversión, la convierten en un lugar atractivo para la inversión de capital extranjero. Su unión aduanera con la UE permite el acceso directo al mercado de la UE.

Debido a su ubicación geográfica única, Turquía también puede actuar como centro, ofreciendo fácil acceso a 1.3 millones de personas en Europa, MENA y Asia central dentro de un radio de vuelo de 4 horas.

Turquía tiene un amplio acceso al mercado global en el cruce de caminos entre Europa, África y Asia, lo que lo convierte en un centro eficiente para acceder a los mercados internacionales en todo el mundo. Turquía también tiene una sólida infraestructura de fabricación, que va desde el sector automotriz hasta maquinaria y equipos electrónicos, defensa y agricultura y productos frescos. Las exportaciones de Turquía crecieron a $ 225 mil millones en 2021, según el Oficina de Inversiones de Turquía, lo que destaca aún más su capacidad de producción.

4. CONCLUSIÓN

Aunque este artículo tiene como objetivo resumir las reglas y procedimientos que rigen la inversión de capital en Turquía, de ninguna manera debe tratarse como una guía completa y completa para la constitución de empresas. Existen numerosas cuestiones que deben tenerse en cuenta al decidir qué opciones se adaptan mejor a la inversión planificada, y cualquier manejo incorrecto de los procesos de preparación o presentación puede hacer que los inversores pierdan tiempo y dinero valiosos. Para evitar resultados tan drásticos, se recomienda encarecidamente que los inversores extranjeros busquen asistencia profesional para su inversión de capital en Turquía. Se puede acceder a más información sobre el impuesto de sociedades y los ciclos fiscales aquí.   

Select Language »